Adolescente deja crecer su cabello para donarlo a hermana

Cuando Newt Johnson, de 16 años, descubrió que su hermana menor estaba enferma, estaba listo para hacer cualquier cosa por ella.

Eso incluía dejar crecer su cabello hasta que fuera lo suficientemente largo como para hacer una peluca, en caso de que ella lo necesitara. Pero debido a las políticas de su escuela, eso también significaba dejar la secundaria.

Su hermana y mejor amiga, Maggie Johnson, fue diagnosticada recientemente con la enfermedad de Wegener. La rara enfermedad autoinmune afecta sus riñones, dejándola con náuseas y dolores de cabeza severos que la obligaron a abandonar la escuela en octubre.

La niña de 11 años conocida por sus hermosos y largos mechones rojos estaba empezando a perder el cabello después de comenzar los tratamientos de quimioterapia y diálisis.

“Algunas partes de mi cuero cabelludo comenzaron a verse, justo cuando comenzó a caerse”, dijo Maggie.

Pero el dulce gesto de su hermano significaba que tenía que tomar una decisión seria: cortarse el pelo o dejar su escuela de Texas.

De acuerdo con el manual del Distrito Escolar Independiente de Poth (ISD), que fue obtenido por CNN, a los estudiantes varones no se les permite tener el cabello largo “más allá de la abertura de la oreja en los lados ni más allá de la parte superior del cuello de una camisa de vestir en la parte posterior”.

“Realmente me estresó porque ya me preocupaba mi hermana”, dijo Johnson. “Me hizo sentir bien poder hacer algo por ella”.

En lugar de cortarse el pelo y seguir las reglas, Johnson decidió dejar la Poth High School y estudiar en casa sin dejar de hacer crecer su cabello. Debe alcanzar unos 35,6 centímetros antes de que pueda donar su cabello a su hermana a través de la organización sin ánimo de lucro Locks of Love.

Los funcionarios del distrito confirmaron que Johnson ya no es un estudiante en la escuela secundaria.

Loading...